Blog

Para comenzar: Volvamos a ser niños…..

Volvamos a jugar como niños.

Pues sí, por dónde se comienza a escribir un blog? O más bien, por dónde se empieza cuando uno por fin se decide a hacer algo que desde niño le ha gustado?

 Recuerdo un día de Reyes, un día de esos años en los que uno cree que la magia de ese día es sólo 'receptiva', pero ya quedaban pocos años para descubrir que que esa magia se crea de forma 'participativa', pues bien, recuerdo el sofá del piso de mis padres, ese sofá en el que dejaban mis regalos, un sofá de una plaza, y estaba completamente lleno de: Libros, Libretas, Lápices de colores, y encima de ellos: Una 'Barbie'. Cumpliendo a la perfección mi listado escrito a Oriente meses o días antes....... Quizás sea desde esa edad cuando me gustaba ESCRIBIR, o bien comenzó después, cuando a los 17 años tuve que elegir: Qué estudiar? Empresariales o Periodismo? o simplemente es así.....pero sea como sea, en mi bolso nunca falta un cuaderno y un boli. Hace pocos años, unas navidades en un regalo invisible pedí a una amiga un bolígrafo, y siempre lo llevo conmigo.
 
Sí no sabía por dónde empezar un blog personal, creo que comenzar por los recuerdos de niña que ahora se están reviviendo en mi vida, no estaría nada mal, así que manos a la obra:

Las MATEMÁTICAS.....siempre me encantaron!! Yo era de las que sacaba sobresaliente en matemáticas, y el resto con 'bien' o 'suficiente'. Tener mi primera calculadora científica (hace muy poco me deshice de ella después de años sin funcionar) fue el complemento perfecto para esa libreta y bolígrafo que siempre me acompañaba en aquellos años. Estudié en un colegio de 'monjas' (sólo niñas), dónde la profesora de matemáticas del entonces 6º y 8º de EGB cuyo nombre lo decía todo 'La Hermana Sarmiento', temida por todas, dejó en mí una buena base de matemáticas y las mejores notas que jamás he sacado. Actualmente una hoja de excel, hacer cálculos y cualquier planteamiento lógico, me atrae como un imán.

La COSTURA. Otras de las cosas que no han cambiado en mí es mi gusto por la costura, desde pequeña me gustaba diseñar y decidir que ropa quería, y como mi madre es una gran costurera, pues me sentaba a su lado a pasar hilvanes o a decirle como quería la ropa.....Actualmente sigo diseñando que ropa hacerme, e insistiendo a mi madre (que sigue creyendo que sin patrones de revista no sabe coser, aunque lleva años haciendo lo contrario) cómo la quiero exactamente. Este verano saqué del armario mi máquina de coser, con la idea de retomar este hábito, tan tradicional y que tanto me gusta. Aunque si me apuras, me gusta más diseñar. Diseña tu moda, y Barbie y sus vestidos, llenaban mis tardes....

 

BAILAR y enseñar a bailar. Mi primera coreografía, con diseño y confección de ropa fue a los 11-12 años. Soy la mayor de mis primos maternos (7 por entonces), y en aquellos tiempo la 'Lambada' era un éxito absoluto, así que para las navidades enseñé, diseñe y cosí la ropa de aquella actuación, con estreno la noche del 24 de diciembre, justo después de la cena, a mis primos (de 11, 9, 7,5, 3 y 1 años, este último, con cacerola y pañales sentado a nuestro lado como todo un profesional de la bateria). Curioso cuando años después, me apasionó el baile, y años después comencé a enseñar a bailar.....

De la mano de mi primera afición, escribir, está LEER. El primer gran libro que devoré 'La historia interminable', eso era un salto de la  colección naranja de Barco de Vapor, después de ese vinieron muchísimos, algunos por 'obligación' en los estudios, otros por devoción, otros por recomendación de alguien, pero puestos a elegir, me gusta leer todo aquello que me aporte conocimiento, de lo que pueda aprender y poner en práctica, y mezclar con algún libro que no deje de sacarme una sonrisa en cada página, o haga volar mi imaginación, me haga soñar.....Mi propósito: Leer un libro a la semana!!

 

Y ya, para ir terminando, añadiría entre mis juguetes de pequeña: El Nenuco........Ohhh!! ese tierno bebé al que teníamos que cuidar, quizás para practicar para cuándo fuésemos madres, o quizás simplemente porque a nuestra naturaleza femenina, empática, y cuidadora, tener un 'muñeco' a quien cuidar nos gustaba, al menos a mí me gustaba. Hoy creo que los NIÑOS son un 'regalo de Dios' que enternece el corazón de cualquier persona y saca lo mejor de nosotros mismos. Sólo tienen derecho a reir y a que se les quiera, que la risa de un niño es la mayor fuente de energía a la que te puedes conectar (Ya lo descubrió Monstruos, S.A.).......aunque, educar: Qué tarea más retadora!!!! Pero sin duda, la más gratificante para cualquier hombre o mujer y no puedo más que dar las gracias a mis padres por haber dedicado tanto tiempo a mí.

 

Dejo para terminar un ejercicio o reflexión:

¿Qué recuerdas que te gustaba hacer de pequeño?
¿Cuál de esas cosas aún te gustan?
¿Porqué ahora no están en tu vida? ¿Qué nos ha cambiado tanto?
¡¿Retomamos parte de esa niñez?!
Te propongo retomar una actividad cada semana, cada semana, marcar en la agenda aquellas cosas que nos gustaban hacer de pequeños y volver a ser niños durante 1 hora a la semana

Disfrázate, juega con la arena, haz una comida exquisita, toma café con unas amigas (como esos juegos de niña), salta a la cuerda, baila el hula-hoop, ve a un karting, juega al fútbol, incumple horarios, salta en los charcos, saluda a desconocidos y hazlos tus amigos, llena la bañera y permítete disfrutar de ese rato, tómate tu merienda favorita  y vuelve a enamorarte. 
 
Comencemos por una hora, pero lo iremos ampliando.....
 
 


VUELVE A REÍR A CARCAJADAS, Y HAZ QUE ALGUIEN RIA JUNTO A TI. 

QUE EL ÚNICO MOTIVO SEA QUE LA RISA ALARGA LA VIDA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.